Laboral_EPA Nº23_04/2021

Las últimas estimaciones de la Encuesta de Población Activa del INE deben ser consideradas con prudencia teniendo en cuenta dos tipos de factores: en primer lugar, desde hace ya un año la pandemia por covid19 afecta tanto a la realización de entrevistas como a las variables analizadas por la encuesta (ocupados en ERTE, parados con dificultades para buscar o incorporarse a un puesto de trabajo) y en segundo lugar, este primer trimestre de 2021 el INE ha incorporado modificaciones en la EPA para adaptarse a la legislación europea que regula este tipo de encuestas. Tal y como describe la nota metodológica publicada al respecto, algunas de estas modificaciones que afectan al diseño muestral se irán incorporando de forma paulatina los próximos trimestres.

En este contexto, las estimaciones del primer trimestre muestran que la tasa de paro en las regiones de la cornisa cantábrica se mantienen por debajo de la media nacional (16%) y los descensos del número de ocupados son muy moderados en Asturias y Cantabria, frente a las tasas más negativas de España (-2,4%) y País Vasco (-3,1%).

Nuestras predicciones para 2021 anticipan que España podría cerrar el año con incrementos del número de ocupados en torno al 2% y reducción del paro tanto estimado (-10,7%) como registrado (-14,3%). En la cornisa cantábrica, las expectativas menos favorables corresponden al País Vasco, región que según la EPA muestra un peor comportamiento durante el primer trimestre del año.


Laboral_EPA Nº22_01/2021

Las estimaciones de la última Encuesta de Población Activa del INE confirman el retroceso del  número de ocupados, cuya tasa interanual de cierre de 2020 se sitúa en -3,1% en España y se mantiene en niveles algo más moderados en las regiones de la cornisa cantábrica (-1,9% en Asturias). Es necesario ser especialmente prudentes en las comparaciones temporales teniendo en cuenta que la EPA incluye en el colectivo de ocupados a los trabajadores afectados por un ERTE.

Por lo que se refiere al paro, los incrementos estimados por la EPA son más moderados que los registrados por los Servicios Públicos de Empleo, debido en parte a las razones metodológicas descritas (definición de ocupado y parado). Más concretamente, el incremento de paro nacional es de 16,4% según la EPA frente al 22,9% de aumento del paro registrado y en la cornisa se observan diferencias especialmente significativas en Cantabria y Asturias donde las tasas de variación del paro registrado superan el 16% mientras la EPA estima incrementos interanuales mucho más moderados (tasas de cierre de 2,9% en Cantabria y 1,2% en Asturias, región donde se ha reducido nuevamente la tasa de actividad).

Para el año actual año las perspectivas laborales son, además de muy inciertas, desfavorables. Según nuestras predicciones, todavía preliminares, el año 2021 podría cerrarse en la cornisa cantábrica con estancamientos en la población ocupada y reducciones del paro estimado, salvo en el caso de Asturias.


Laboral_EPA Nº21 10/2020

Las estimaciones de la EPA del INE correspondientes al tercer trimestre de 2020 reflejan parcialmente el deterioro del impacto laboral, ya que las reducciones en el número de ocupados se ven atenuadas por los ERTE. Según nuestras predicciones España podría cerrar el año 2020 con un incremento del 22% del paro estimado (media anual), ligeramente superior al previsto para el paro registrado (20,1%). De este modo la tasa de paro nacional superaría a final de año el 16%, manteniéndose en niveles más moderados en las regiones de la cornisa cantábrica (especialmente en el País Vasco cuya media anual estaría por debajo del 10%).
Se mantiene la evolución desfavorable de los contratos registrados, para los que se prevén tasas de cierre de año especialmente negativas en Asturias (-31%, respecto a una media nacional de -26,7%).

Laboral_EPA Nº20_07/2020

Las estimaciones de la EPA del INE correspondiente al segundo trimestre de 2020 reflejan una reducción de ocupados tanto en España como en las regiones de la cornisa cantábrica. A pesar de que los ERTE han amortiguado el impacto de la crisis ligada al COVID-19 en el empleo, la tasa acumulada en la primera mitad del año es de -6% a nivel nacional mientras en la cornisa el peor comportamiento corresponde al País Vasco (-9,9%).
Frente a los importantes incrementos de paro registrado durante el primer semestre del año (28,1% en España) las estimaciones de la EPA para el mismo período conducen, salvo en el caso de Cantabria, a tasas de variación mucho más discretas e incluso ligeramente negativas en Asturias (-1,3%).
La difícil situación del mercado laboral queda claramente reflejada en los contratos registrados que hasta junio acumulan retrocesos del 42,3% a nivel nacional y todavía más intensos en las regiones de la cornisa cantábrica (-46,6% en Asturias).


Laboral_EPA Nº19_04/2020

Hispalink-Asturias en casa:

Las estimaciones de la EPA del INE correspondiente al primer trimestre de 2020 todavía no recogen con claridad el impacto de la actual crisis ligada al COVID-19, debido a que tan sólo las últimas semanas corresponden al estado de alarma y también a que algunas de las medidas implementadas en el mercado laboral, como el caso de los ERTE, no aparecen reflejadas en las estadísticas. En este contexto, la tasa interanual del primer trimestre muestra estancamiento en el empleo (con un ligero descenso en el caso del País Vasco) y recoge todavía descensos del paro, si bien en el caso de Asturias nuestras predicciones ya anticipan una tasa positiva (2,9%).

El indicador que mejor refleja la situación adversa que estamos atravesando es el de los contratos registrados que acumulan hasta marzo importantes descensos (-26,5% a nivel nacional y en torno a -30% en Asturias y Cantabria).


Como ya hemos comentado en números anteriores, las circunstancias excepcionales en las que nos encontramos invalidan las columnas relativas a predicciones, elaboradas para un “escenario básico” que lamentablemente no resulta verosímil en la actual situación de crisis sanitaria y económica.


Laboral_EPA Nº18_01/2020

Una vez publicada la EPA del INE correspondiente al cuarto trimestre de 2019 se estima que durante el pasado año el número de ocupados en España aumentó en 2,3% mientras los parados se reducían un 6,6%, situándose la tasa de paro media en torno al 14,1%. Tal y como se preveía, la evolución del mercado laboral es menos favorable en la cornisa cantábrica, y muy especialmente en Asturias, donde 2019 se ha cerrado con descensos en la población activa (-0,6%) y ocupada (-1,2%) acompañados de aumentos del paro estimado (3,7%).
Para 2020 se espera que Asturias aumente ligeramente su tasa de actividad, con incrementos del 1% tanto de la población ocupada como de la parada, que podría cerrar el año en torno a las 61.000 personas (tasa del 13,4%)

Laboral_EPA Nº17_10/2019

Las estimaciones de la EPA del INE correspondientes al tercer trimestre del año confirman la debilidad del mercado laboral nacional, ya que en términos interanuales el empleo ha aumentado tan sólo 1,8% mientras el paro se reducía un 3,4%.

Esta debilidad es más acusada en las regiones de la cornisa cantábrica y muy especialmente en Asturias, donde el número de ocupados ha retrocedido un 2,1% en términos interanuales durante el tercer trimestre (la mayor caída regional), con lo cual acumula en el año una caída de 1,8%.

En lo que respecta al paro, mientras Cantabria y País Vasco muestran ligeros descensos que sitúan su tasa de paro por debajo del 10%, en Asturias el número de parados aumentaba un 6,26%, situándose como la única región de la cornisa cantábrica cuya tasa de paro (14,4%) supera actualmente la media nacional (13,9%).

Esta nueva información coyuntural ha tenido un impacto negativo en nuestras predicciones, que anticipan para España un crecimiento muy discreto del empleo (1,2%) con estancamiento del paro, mientras en Asturias se espera cerrar el año con un descenso de 2,6% en la población ocupada regional.


Laboral_EPA Nº16_09/2019

Según las estimaciones de la EPA del INE correspondientes al segundo trimestre del año 2019 el empleo nacional ha aumentado un 2,4% durante la primera mitad del año mientras el paro se reducía un 7,4%.

Las regiones de la cornisa cantábrica muestran crecimientos más discretos del empleo, con tasas próximas al 2% en Cantabria y el País Vasco mientras se estiman retrocesos en Asturias (-2,5%).

En lo que respecta al paro, nuestras predicciones para el conjunto nacional apuntan descensos en torno al 2% tanto para el paro registrado como para el estimado por la EPA. En cambio esta similitud entre las dos fuentes no se mantiene para las regiones de la cornisa cantábrica, como consecuencia de las limitaciones muestrales de la Encuesta de Población Activa. Las diferencias afectan especialmente a Asturias, donde se espera que el paro registrado finalice el año con una tasa de -4,9% que situaría el número de parados por debajo de los 70.000, mientras el paro estimado por la EPA podría aumentar significativamente (8,4%).


Laboral_EPA Nº15_04/2019

Las estimaciones de la EPA del INE correspondientes al primer trimestre del año 2019 presentan un crecimiento interanual del empleo del 3,2% en España, mientras las regiones de la cornisa muestran crecimientos más discretos (2,5% País Vasco, 0,7% Cantabria) e incluso ligeros retrocesos (-0,6% Asturias).
Las conclusiones son similares al analizar el paro estimado, cuyo descenso interanual se sitúa a nivel nacional en -11,6% pero muestra tasas más discretas en las regiones de la cornisa, especialmente en Asturias.
En este contexto nuestras predicciones apuntan que el año 2019 podría cerrarse con tasas de paro inferiores al 10% en el País Vasco mientras Asturias se situaría en torno al 14%, ligeramente por encima de la media nacional (13,5%).


Laboral_EPA Nº14_01/2019

Las estimaciones de cierre del año 2018 proporcionadas por la EPA del INE confirman nuestras expectativas. El empleo creció un 3% a nivel nacional, mostrando un menor dinamismo en las regiones de la cornisa cantábrica, especialmente en Asturias donde la tasa de cierre se sitúa en 0,6%.

Por lo que se refiere al paro, las últimas estimaciones de la EPA confirman reducciones significativas del paro tanto en España (-12,3%) como en las regiones de la cornisa (-12,5% en Asturias, -30% en Cantabria y -8,9% en el País Vasco). Cabe además destacar que en todos los casos las descensos de paro estimados por la EPA son más intensos que los registrados por los Servicios Públicos de empleo.